LA COCINERA I EL DUENDE.

dibujosdeelfoparaimprimir5

Cuentos de Santa Margarida.LA COCINERA I EL DUENDE.

Buenos días!!, dijo Rafaela, no se lo decía a nadie concretamente solo era la costumbre que tenia cada vez que entraba en su cocina, claro está sin esperar que nadie le contestara !!

Ella era la encargada de abrir la cocina del restaurante, siempre con un pelín respeto i con algo de miedo, claro,  siempre tan oscuro que da cosa entrar sola, a según que hora de la mañana.

Todos los días se encontraba una cosa fuera de lugar, Jolín! Estos camareros que cierran siempre i que me entran en la cocina lo dejan todo por el medio! Decía refunfuñando!! La cocinera estaba ya acostumbrada, por no decir un poco arta, de recoger los desastres de la noche.

Ese día había entrado algo antes, pues, el chef,  le comento que no quedaba crema catalana i que los flanes estaban casi agotados, así que pensó ir antes para hacerlos tranquilamente. Cuando entro en la cocina i dijo Buenos días, noto como un movimiento i tubo la impresión de que no estaba sola, rápidamente dijo quien hay ahí? Con voz temblorosa, pensando que era algún animalillo que se había colado procedente del campo de al lado.

Hola? Repitió!! Nadie contestaba hasta que cogió una escoba i encendió todas las luces, de la cocina a ver si veía algo, paso la escoba por debajo de una mesa i, ho!! sorpresa!!!!! Sonó un sonoro: hayyyyyy!!!!!

La cocinera se asusto mucho por que era como si una persona se hubiera quejado i claro no podía ser, el sonido había salido de debajo de una mesa así que se puso a temblar, acto seguido escucho!!!! Tranquila Rafaela no te asustes soy el duende mágico de la cocina, karl Litus, i soy un duende bueno, que solo quiere ayudarte!!!!! Rafaela no podía salir de su asombro i cada vez estaba mas estupefacta, realmente no podía creer lo que estaba escuchado?

De abajo de un mesa asomo un ser pequeñito, como de algo mas de un palmo i  con las orejas puntiagudas, vestido de verde i rojo , i con cara de buena persona, no te asustes! Pero quien eres tu? Dijo Rafaela, Te lo he dicho, que soy Karl el duende mágico de la cocina de Santa Margarida, i hace muchísimos años que estoy aquí pero no me podéis ver por qué me hago Invisible, a los seres humanos.

I Que haces? Pregunto la cocinera, algo más tranquila ya, pues mira, yo tengo el poder de dar inspiración i amor a los cocineros que se lo merecen, les toco con mi aura i hago que los platos que están cocinando salgan riquísimos!!! A sí!! Dijo Rafaela, claro yo estoy siempre a vuestro lado i por eso, a la gente le gusta tanto los platos que salen de esta cocina!

Bueno, estoy tan de cháchara que se me está echando el tiempo encima!  Dijo la cocinera, ahora ya un poco apurada de tiempo.

Que tienes que hacer? Le pregunto, tengo que hacer crema catalana!! Contesto, la puedo hacer a tu lado? yo te ayudo con mi inspiración! comento el duende.

Entonces Rafaela empezó a hervir la Leche mientras rompía los huevos i del duende empezaron a salir unos rayos como de color verde i dorados, muy brillantes, que transmitían una sensación de paz muy gratificante a la cocinera que tenia una sonrisa enorme dibujada en su cara.

Cuando acabo de hacer la crema catalana el duende que estaba posado en su hombro le dio un besito en la mejilla i le dijo: hasta siempre Rafaela! yo siempre estaré aquí para que lo que hagas, lo cocines con amor, i te salga súper bueno i acto seguido desapareció, sin dejar rastro.

Buenos días!!! Dijo Johnny el parrillero que se dirigía a encender el horno, cuando noto que Rafaela estaba súper feliz i con una sonrisa de oreja a oreja, entonces él dijo: que contenta estas!, i ella sin pensarlo dos veces le contesto , es que por fin, he encontrado al duende!!

Ese día los clientes de Santa Margarida, felicitaron efusivamente a la cocina por la crema catalana i dijeron casi todos que comer ese postre tan rico, les había transportado a un estado increíble de felicidad.

I colorín Colorado el cuento de la cocinera i el duende se ha acabado.